divendres, 25 de novembre de 2016

Los sindicatos convocan movilizaciones el 15 y 18 de diciembre

El secretario general de Comisiones Obreras, Ignacio Fernández Toxo, ha anunciado hoy que con UGT han decidido convocar movilizaciones en diciembre a la vista de los límites establecidos por el Gobierno al diálogo social. Toxo, quien hoy ha participado en Zaragoza en el acto por el quincuagésimo aniversario de la creación de la interramas de CCOO Aragón, se ha referido, en declaraciones a los medios, a la reunión que mantuvieron ayer los sindicatos y la patronal con el gobierno para tratar de impulsar el diálogo social. El líder sindical ha lamentado que en la reunión el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, estableciera "tantos límites" al alcance del diálogo que se han alejado las posibilidades de solucionar "los problemas de desempleo, pobreza y pensiones que tiene la sociedad". Y por ello, CCOO y UGT organizarán movilizaciones, concentraciones y manifestaciones el 15 de diciembre en toda España y una "gran manifestación" el domingo 18 en Madrid, proceso al que invitarán a que se sumen a todas las organizaciones sociales y políticas del país.

España, ha dicho Toxo, necesita diálogo y soluciones a los problemas de los trabajadores, surgidos de la mala gestión de la crisis, el desempleo y la pobreza. Ha detallado que primero tiene que empezar a mejorar el salario mínimo para situarse en 800 euros el próximo año, pero también que se apruebe una ley de renta mínima que garantice los ingresos imprescindibles a la franja de la población que está por debajo del umbral de la pobreza. Para todo ello, además de para defender el sistema de pensiones, "seriamente amenazado" por las políticas aplicadas, se insta a la participación de la ciudadanía "desde la movilización social".

Fernández Toxo ha lamentado que el Gobierno de España viva en una "realidad paralela", al no reconocer que existe pobreza laboral, que los bajos salarios son "tónica general" y que hay una importante brecha salarial entre hombres y mujeres asociada las modalidades de contratación de la reforma laboral, que hay que derogar. Afortunadamente, ha agregado, no todo el empresariado se mueve en una explotación "sin escrúpulos", como la que llevan a cabo, ha dicho, las empresas multiservicios "que pretenden romper convenios con horas extras forzadas, pero no pagadas". "Estas son manifestaciones de la pobreza que el gobierno debería conocer primero y atajar después", ha concluido, informa Expansión.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada