diumenge, 29 de gener de 2017

Valencia cobrará el IBI a los negocios del Vaticano y pide renegociar el Concordato

El Ayuntamiento de Valencia se ha pronunciado a favor de modificar las leyes para eliminar las exenciones fiscales de las confesiones religiosas y que paguen el IBI sobre inmuebles destinados a negocios, y ha aprobado pedir al Gobierno que renegocie el Concordato con la Santa Sede. Así consta en una moción presentada por el portavoz de València en Comú, Jordi Peris, aunque acordada con sus socios de gobierno local, Compromís y PSPV, y que han rechazado PP y Ciudadanos. Este último grupo ha presentado enmiendas a los trece puntos de la iniciativa, que han sido rechazadas por el tripartito y los populares.

En el acuerdo de la moción se plantea que en el caso del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) nada más queden exentos los inmuebles destinados a culto o a asistencia social, y se insta al Ministerio de Hacienda a hacer público el listado de la Ley Hipotecaria de 1946 relacionada con propiedades eclesiásticas. En virtud de esta moción, Valencia instará al Congreso de los Diputados y al Gobierno "a establecer un nuevo marco de relaciones con la Santa Sede, que respete el principio de no confesionalidad recogido en la Constitución".

Entre otras cuestiones, también plantea que los reglamentos de honores municipales y protocolos de sus entes públicos se adecúen a la aconfesionalidad del Estado y que en espacios municipales públicos no haya simbología religiosa, salvo en lo que signifique un bien patrimonial e histórico contrastado. También insta al Ayuntamiento a celebrar actos y conmemoraciones "exclusivamente de carácter civil", a excepción de los que suponen un legado cultural o festivo, por lo que Peris ha defendido que no desaparecen "ni la Ofrenda -floral a la Virgen de los Desamparados en Fallas- ni la Semana Santa ni -la procesión que se celebra en- el Corpus" Christi.

Igualmente, contempla facilitar ceremonias civiles de matrimonios y funerales y que en los cementerios municipales se puedan celebrar entierros "sobre la base de sus creencias y convicciones", así como garantizar la "neutralidad" confesional en los colegios electorales. Además, se instará al Congreso y al Gobierno a elaborar un protocolo para la organización de actos "in memoriam" de carácter civil promovidos para las autoridades públicas por catástrofes, homenajes, atentados o muerte de personalidades, y se acuerda la incorporación de Valencia a la Red de Municipios por un Estado laico.

Peris ha asegurado que no querían "sembrar divisiones" pese a "lo polémico" del asunto y ha defendido que el Estado laico garantiza "la libertad y la concordia" y que el objetivo es "avanzar en el laicismo institucional y el respeto a la libertad religiosa y de conciencia. No vamos a destrozar iglesias ni quemar retablos ni impedir que se entre a iglesias, sinagogas o mezquitas", ha afirmado para aceptar que sean expertos quienes decidan qué elementos culturales y patrimoniales son tradición, después de que el portavoz de C's, Fernando Giner, dijera que no se fiaba de su criterio.

El portavoz del PP, Eusebio Monzó, ha asegurado que esta moción "divide a los valencianos, retrocede a la Constitución del 31 y vuelve a ser una política de gestos más que de gestión porque algunos puntos ya se están haciendo e ignora la realidad, la historia y las tradiciones", y ha argumentado que la rechazan porque les piden renunciar "a lo esencial" de sus creencias. Para Giner son trece puntos "dispares y contradictorios", y algunos "absurdos" como las bodas civiles, que ya celebran los concejales, que hace imposible "un acuerdo y discurso coherente" y ha reprochado que haya habido un receso de apenas cinco minutos para debatir sus enmiendas.

Antes del pleno, la portavoz del PSPV, Sandra Gómez, ha explicado que votaría a favor con las modificaciones aportadas por su grupo, aunque ha considerado que "no aporta" nada diferente al Código de Transparencia y Buen Gobierno que firmaron con la Generalitat, y que València en Comú tiene derecho a plantearla como partido pero como gobierno "la agenda debía ser otra". El concejal de Cultura Festiva, Pere Fuset (Compromís), ha pedido al PP que tras casi dos años en la oposición "abandone su discurso del miedo", que "crispa" y "divide", en temas "tan sensibles como fiestas o los sentimientos religiosos" y ha defendido la apuesta del Ayuntamiento por las fiestas religiosas, que "no se ha cargado sino que ha recargado", informa Levante EME.

Consuelo Císcar dice que las obras cedidas por sus hijas son suyas

La investigación estrecha el cerco sobre Consuelo Císcar (PP) y el resto de la familia de franquistas valencianos del PP, con Rafael Blasco, su cónyuge y su hijo "artista" en el objetivo policial. Las pesquisas practicadas desde que la causa se judicializara acorralan cada día más a la exdirectora del IVAM y mujer del corrupto y condenado fascista del Opus Dei Rafael Blasco (PP). El escrito presentado en el juzgado, un recurso a la última providencia, parece destinado a limitar los daños en el círculo familiar. Un empleado declaró ante la UDEF que había llevado obras de una exposición del museo al chalé del matrimonio y que le habían pedido máxima discreción.

Valencia aprueba la ley que permitirá expropiar viviendas vacías


El pleno de Les Corts ha aprobado hoy la ley de Función social de la vivienda, que busca movilizar las viviendas vacías disponibles, de las que se creará un registro, e incluye la posibilidad de expropiación forzosa del usufructo de la vivienda. La aprobación de la ley, la primera que presentó el actual Consell, ha contado con el apoyo del PSPV-PSOE, Compromís, Podemos y Ciudadanos, mientras que el PP ha votado en contra al considerar que es una norma "Frankenstein".

El PP no piensa revisar o eliminar el Concordato con el Vaticano

El senador de Compromís, Carles Mulet, presentó una pregunta escrita dirigida al Gobierno de Rajoy en la cual se interrogaba sobre si piensa el PP mantener el anacrónico y reaccionario Concordato con el Vaticano, a raíz de la constante crítica social al mantenimiento de privilegios de ese Estado soberano dentro de un Estado que se declara aconfesional. Mulet lamenta que se continúen incumpliendo los principios constitucionales de respeto a todas las creencias.

Canal 9 gastó más de 5 millones en la puta del tirano

Una solicitud de información del senador de Compromís Carles Mulet formulada esta semana se hace eco del resurgir de un viejo tema de este país de corruptos, tiranos y fascistas depravados: la relación entre Bárbara Rey y el corrupto y degenerado Juan Carlos de Borbón.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada