dimecres, 29 de març de 2017

Mas: “Nunca he dicho que la financiación de CDC sea impoluta”

Artur Mas confió en 2005 en Daniel Osàcar, administrador del partido encausado en el caso Palau, y sigue confiando en él. “Mi confianza es plena y total, confío más en Osàcar que en Millet y los Montull que han cambiado sus versiones para pactar con el Fiscal rebajar escandalosamente sus penas”, ha sentenciado Mas en su esperada comparecencia de esta mañana en el Parlament para rendir cuentas sobre la presunta financiación ilegal de CDC. En su segundo turno de intervención Mas ha admitido que la financiación del partido “rozó la línea de la moralidad” y por esto, “devolvió el dinero. “Nunca he dicho que la financiación de CDC sea impoluta”, ha declarado negando cualquier implicación con el caso 3%.

En su primera intervención, Mas ha recordado que con la de hoy ya es la tercera vez que comparecía ante la cámara catalana. Y esta tercera vez, en pleno juicio penal por la misma causa. Una situación que podría producir “interferencias” en la vista oral. “Es insólito que en pleno juicio haya comparecencias sobre el mismo tema”, ha afeado Mas.

En su defensa ha enfatizado que el juicio del caso Palau no ha sido citado en “calidad de nada, ni por la Fiscalía”. Según Mas hoy no aportará ninguna información nueva puesto que la “única novedad es que hay unos pactos de determinados acusados con la Fiscalía para rebajar escandalosamente sus penas a cambio de cambiar sus versiones”. En cambio, Mas ha destacado que Osàcar “no ha cambiado ni un milímetro su versión y dice exactamente lo mismo desde que se inició el proceso judicial”. El expresident ha subrayado que no tenia una responsabilidad directa sobre la parte económica jurídica y administrativa de CDC. En cualquier caso,es responsable del nombramiento de Osàcar porqué “sugirió el nombra para que llevara esa responsabilidad”.

Por otro lado, Mas ha cargado con contundencia contra la Fiscalía. Para el expresident, el fiscal intenta demostrar que CDC se financió irregularmente a cambio de obra pública pero que no investiga la concesión de obra porque “está bien hecha”. “Es como tener goteras y no mirar el techo”, ha ironizado. Asimismo, Mas ha afeado que “hay 9 millones de euros de la caja del Palau desparecidos que nadie sabe donde están”. “Todo el mundo ha perdido la memoria”, ha concluido.

En el turno de la primera réplica, la líder de Ciutadans, Inés Arrimadas ha tirado del disco duro replicando a Mas que CDC tiene 35 imputados, 23 causas abiertas y 15 sedes embargadas. A continuación, le ha formulado una pregunta directa: “Puede usted asegurar que CDC no se ha financiado irregularmente?”. “Puede usted poner la mano en el fuego por Osàcar, el Bárcenas de CDC?”, ha añadido. Asimismo, la líder de la oposición ha aseverado que Mas se ha “convertido al independentismo” porque en la Catalunya independiente las sentencias españolas no tendrán valor. “Usted se hizo independista a medida que avanzaba la investigación sobre corrupción de Convergència”, ha remachado.

El presidente del PSC en el Parlament, Miquel Iceta, ha empezado marcando el terreno de juego. “Esto no es un tribunal”, ha exclamado. “Aquí debatimos sobre sus responsabilidades políticas como máximo responsable de su partido de 2000 a 2016”, ha detallado Iceta. El líder socialistas ha descrito la evolución de las sospechas de corrupción que se ciernen sobre CDC en los últimos años. Unas sospechas ya en sede judicial que, para Iceta, restan credibilidad a las afirmaciones de Mas. “Nosotros no podemos seguir creyendo su palabra por la gran acumulación de pruebas, testimonios y documentos que las contradicen”, ha justificado. Una situación que Iceta ha utilizado para invitar a Mas a “asumir responsabilidades políticas”.

Lluís Rabell, de CSQP, ha empezado su intervención poniendo contexto a la comparecencia. “El caso 3% o 4%, caso Palau, incluso caso Pretoria ... Unos escándalos que afectan de lleno el partido que usted ha dirigido durante años”, ha expuesto Rabell. Una situación que, para Rabell, ha puesto en relación en la confianza mostrada en el tesorero Osàcar. “Si pone la mano en el fuego no puede desvincularse de su gestión”, ha apuntado el presidente de los confluentes en el Parlament.

“Las pruebas de una financiación ilegal de CDC a través de una trama corrupta, con empresas como Ferrovial o Agroman, son abrumadoras”, ha insistido Rabell. Para el presidente de CSQP, el “alud de pruebas” ensucian una actividad política de un partido y su gestión. Rabell, como Iceta, ha reclamado “la asunción de responsabilidades políticas” ante las sospechas de corrupción que acosan a CDC. En su segunda intervención, Rabell ha planteado un dilema: “O no se enteraba por incompetencia o por connivencia”.

Alejandro Fernández, el nuevo portavoz del PPC en el Parlament, ha tomado la palabra para disparar toda la artillería contra Mas. De la corrupción poca cosa ha hablado el portavoz popular y ha llevado el ascua a su sardina para criticar ferozmente el giro independentista de Artur Mas. Una intervención, no por sorprendente menos agresiva. “Usted es el peor president de la historia”, la ha espetado Fernández, quien le ha tildado de “populista” o “pernicioso”. “Usted ha roto los lazos de confianza entre catalanes y españoles, y entre catalanes; ha desacreditado 30 años de convivencia y ha destruido un partido político”, ha sentenciado Fernàndez. Para el popular, Mas “se esconde en la estalada”.

Benet Salellas ha salido con las ideas claras. Para el portavoz de la CUP, al expresident no se le persigue por independentista sino por desafiar el régimen del 78 que le daba “immunidad”. “No diga que se le persigue por independentista, a ERC y la CUP no nos persiguen”, ha destacado. Los casos de corrupción que acechan a CDC son para la CUP una sombra que podría manchar el independentismo. Por eso ha exigido al president que “no represente el independentismo internacionalmente”. “Vamos a hacer una cosa nueva, mejor, y usted es el pasado”, ha sentenciado.

Jordi Turull, de JxSí, le ha tocado bailar con la más fea. De hecho, Turull ha aprovechado su historial -fue el portavoz de CiU en la comisión de investigación del caso Palau- para salir al paso de las acusaciones y alabar la predisposición de Mas a comparecer ante el Parlament. Con críticas directas a las intervenciones de los grupos, Turull ha cerrado su intervención con una pregunta socrática. “¿Es compatible la lucha contra la corrupción en este Parlament y respetar la presunción de inocencia?”, ha preguntado.

Las réplicas de Mas

El expresident ha procurado contestar las réplicas de los portavoces con especial mención especial a Salellas y Fernández. Al portavoz de la CUP le ha afeado que jueguen en el marco mental de los partidos contrarios a la independencia con la insistencia de separar corrupción del independentismo.

Mas ha asegurado que “los problemas le vienen por ser independentista” y la prueba es la Operación Catalunya”. “Me piden responsabilidades políticas pero ¿me dirán alguien que haya dejado la presidencia de la Generalitat por su voluntad?”, ha ironizado. Para Mas, asumir responsabilidad política dentro del PDeCat le corresponde a la formación no sin antes recordar que su presidencia no es ejecutiva. A portavoz del PPC, Mas le ha criticado su intervención política y más de un partido que se dedica a “pisar” los derechos políticos de los ciudadanos de Catalunya.

En respuesta general, Mas ha reprochado a los grupos que “se crean más a dos delincuentes confesos que a él”. “A Gemma Montull le pedían 26 años y ahora menos de dos”, ha clamado Mas. Un ejemplo más que el Fiscal quiere “demostrar cueste lo que cueste que había financiación ilegal de CDC con obra pública y sin investigar la obra pública”. Mas ha justificado desviar a las “estructuras del partido” -Germà Gordó- a los “empresarios que querían ayudar al partido” porque eran los que administraban la formación.

En otro orden de cosas, Mas ha desvinculado el caso Pretoria, Lluís Prenafeta y Macià Alavedra de la financiación ilegal de partidos. “No es ninguna trama de PSC ni de CDC, lo hacían fuera de la política y nada tienen que ver con estos partidos”, ha concluido. Asimismo, ha presumido de los cambios que hizo en la administración catalana como centralizar el control de la contratación en presidencia supuso la felicitación de “Transparencia Internacional”, informa La Vanguardia.

Llinares involucra a Felip Puig en la trama del Palau

Joan Llinares (foto), que en julio de 2009 sustituyó Fèlix Millet al frente del Palau de la Música tras destaparse el caso y para comprobar los hechos, ha ratificado los hallazgos que aportó a los juzgados para la instrucción de la causa, unos documentos que darían fe del desfalco de la institución y del pago de comisiones por parte de empresas a CDC a través de la entidad y en las que Ferrovial aparecía como el principal patrocinador del Palau.

Palau: "Hay políticos que dicen que no conocen a Millet, cuando me los presentó él"

El abogado Juan Segura, que fue secretario de las juntas directivas de varias entidades vinculadas al Palau de la Música, ha declarado este martes en el juicio que se celebra por el saqueo de la entidad cultural, que tras el registro de los Mossos, en julio del 2009, algunos "políticos" denostaron al que era presidente del auditorio, Félix Millet.

El PP de Madrid recibió 750.000 euros ilegales para la campaña de 2007

La Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil encontró en poder del exgerente del PP de Madrid Beltrán Gutiérrez (foto) documentos que acreditarían la existencia de una caja B en el partido.

Los audios de la ‘Púnica’ salpican a Cospedal y su entorno

Dentro del sumario de la Pieza Separada de la Púnica hay multitud de menciones intrigantes a relevantes dirigentes del Partido Popular. Muchas de ellas han quedado eclipsadas por el maremoto murciano que afecta al todavía presidente de la Región, Pedro Antonio Sánchez.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada