divendres, 19 de maig de 2017

EEUU: Las pensiones al borde de la quiebra

El déficit de los fondos de pensiones públicos de Estados y ciudades en EEUU amenaza con llevar a la quiebra a buena parte del país, como pasó con Detroit y más recientemente Puerto Rico. Un estudio revela que el agujero real del sistema triplica a las cifras oficiales del déficit que está situado en 1,38 billones de dólares. Chicago puede ser la última ciudad en caer, pero la situación también es complicada en Fort Worth, Nueva Orleans, Filadelfia, Carolina del Sur y Dallas. Los Estados de Illinois, Kentucky y Nueva Jersey tampoco se libran.

El déficit del sistema de pensiones de EEUU asciende a 3,85 billones de dólares, según un reciente estudio publicado por la Hoover Institution. La investigación pone de relieve que el problema de viabilidad de las pensiones en las economías desarrolladas está a punto de implosionar a corto plazo en varias ciudades y Estados. Joshua Rauh, autor del estudio y profesor de finanzas en la Stanford Graduate School of Business, cree que la próxima crisis financiera se producirá por este motivo y coloca a Chicago como la primera víctima, con un pasivo que no será cubierto en 19 años con los ingresos fiscales que registra la ciudad.

Rauh explica que la mayoría de ciudades y Estados ofrecen prestaciones de jubilación a los empleados públicos que son financiadas con parte de sus nóminas pero utilizan los impuestos para pagar las actuales pensiones. "Esperan cubrir los costes futuros de las próximas pensiones con el rendimiento de los activos que genera el sistema, pero ni con las previsiones más optimistas se cubrirán el futuro gasto", subraya sobre la bola de deuda que se está generando alrededor de las pensiones públicas.

Fort Worth, Nueva Orleans, Filadelfia y Dallas también se encuentran con problemas para pagar las pensiones a corto plazo. Con lo que no quedará más solución que tomar decisiones dolorosas: aumentar los impuestos o recortar las prestaciones, lo que supondría reconocer la quiebra del sistema. El problema de las pensiones agrava la situación financiera de estas ciudades. De hecho, Detroit se fue a la quiebra en parte por la deuda impagable de las jubilaciones. Puerto Rico, recientemente se acogió a la ley de bancarrotas, con un pasivo en pensiones de 123.000 millones de dólares. Pero puede ser que no sea el único caso Illinois, Kentucky y Nueva Jersey están camino de convertirse en el próximo Puerto Rico, según Rauh.

Al problema del envejecimiento de la población que se producirá a medio plazo, el trabajo señala que el principal problema está en la mala gestión de los activos de los fondos de pensiones. El sistema necesita un rendimiento anual del 7% para cubrir los pasivos, sin embargo, en los últimos años apenas llegan al 3%. Desde mediados de los ochenta las distintas leyes estatales han permitido a los fondos de pensiones aumentar su exposición a posiciones de mayor riesgo fuera de la renta fija, haciendo más difícil cumplir con las previsiones que garantizan la sostenibilidad del sistema.

La investigación de Rauh pone de manifiesto que la peor gestión de los activos eleva el déficit de los fondos público tres veces más que el pasivo reconocido por los Estados y ciudades, que asciende a 1,38 billones de dólares. Las propia Seguridad Social estima que en 17 años no habrá fondos suficientes para cubrir el compromiso de las pensiones si no se eleva la deuda.

El problema ya ha estallado en varios lugares del país. Carolina del Sur ha reconocido que el déficit asciende a 24.100 millones de dólares, tres veces su presupuesto anual, y que será difícil de pagar las pensiones a corto plazo. El fondo de pensiones de Michigan de escuelas públicas acumula un pasivo de 26.700 millones tras 41 años consecutivos teniendo un gasto superior a los ingresos.

En 2014, el Gobierno federal bajo el mandato de Obama decidió permitir a los fondos de pensiones recortar los pagos para frenar las tensiones liquidez. Hace dos años Illinois se acogió a la nueva ley para reducir la cuantía de sus beneficiarios. También hizo lo mismo Kansas, informa El Economista.

Wall Street cae ante una posible destitución de Trump
Ha tenido que asomar la posibilidad de la destitución del presidente de EEUU, Donald Trump, para que Wall Street se tome con preocupación la deriva que ha tomado la escena política del país. La reacción del mercado, con un desplome de la renta variable, fuerte volatilidad, subida de los bonos y alzas del oro, indica que las correcciones acaban de empezar.

Grecia aprueba otro plan de ajuste entre protestas
El Parlamento griego aprobó, en la noche de ayer jueves, un nuevo programa de austeridad por casi 5.000 millones de euros, en medio de protestas ciudadanas e incidentes en todo el país. Los 153 legisladores de la coalición de Gobierno liderada por el primer ministro, Alexis Tsipras, votaron a favor. Otros 128 parlamentarios votaron en contra y 19 estuvieron ausentes, informó la presidencia del Parlamento.

La campaña de Rajoy de 2008 se pagó con dinero público
El Partido Popular de Madrid habría subvencionado parte de los gastos relativos a la campaña de las generales de 2008, en las que fue cabeza de lista el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, como la publicidad exterior, banderolas, trípticos y hasta el telepronter, con subvenciones públicas concedidas por la Comunidad de Madrid a la Fundación Fundescam, según apunta la Guardia Civil en un informe que obra en el sumario de la trama Púnica.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada