dijous, 4 de maig de 2017

Madrid denuncia el Open de Tenis de Gallardón por corrupción

El Ayuntamiento de Madrid ha denunciado ante la Fiscalía Anticorrupción el convenio que tiene suscrito con Madrid Trophy Promotion (MTP) para la celebración del Mutua Open de Tenis. Según la documentación aportada por el Gobierno de coalición de izquierdas de Manuela Carmena, el acuerdo firmado (foto) bajo el mandato de Alberto Ruiz-Gallardón (PP) con la empresa de Ion Tiriac -renovado hasta 2021- podría ser constitutivo de los delitos de «prevaricación administrativa y malversación de caudales públicos».

El ya clásico torneo en tierra batida que comienza mañana se celebra en la capital española desde 2001, inicialmente en el pabellón Madrid Arena de la Casa de Campo y desde 2008 en la Caja Mágica. Al principio la aportación municipal para su organización era de 1,5 millones de euros anuales, una cantidad que «de forma paulatina y subrepticia» se incrementó en 2009 hasta 5,3 millones y que sólo 12 meses después se duplicó hasta alcanzar 10,4 millones.

Así consta en la denuncia presentada por el equipo de Ahora Madrid el pasado 23 de marzo, a la que ha tenido acceso este diario, y que, según confirman fuentes jurídicas, está siendo analizada para determinar si se admite a trámite. El Gobierno municipal pide que se procese a «los firmantes de los distintos instrumentos» que han canalizado la relación entre el Consistorio y el organizador del torneo: el ex vicealcalde Manuel Cobo y Pablo Bautista y José Ignacio Fernández González, consejeros delegados de las extintas empresas públicas Promoción de Madrid y Madrid Visitors and Convention Bureau.

Tal y como argumenta el actual Gobierno municipal en su escrito, la primera irregularidad se encuentra en el convenio inicial suscrito en 2001 entre el Ayuntamiento y MTP después de que la compañía «afirmara ser titular de los derechos de celebración de uno de los torneos de la Asociación de Tenistas Profesionales (ATP) sin acreditarlo y sin que los responsables públicos de la firma» le solicitaran que lo hiciera. El equipo de Gallardón se comprometió entonces a abonar 1,5 millones de dólares -que al cambio actual suponen una cifra similar de euros- «por dichos derechos de sede y los derechos a la publicidad y promoción derivados».

El «objetivo expreso» del ex alcalde con este acuerdo era contribuir a la candidatura de Madrid para los Juegos de 2012 y se fue renovando con una periodicidad irregular en paralelo a las otras dos frustradas intentonas olímpicas. En ese periodo de tiempo la cantidad pagada a Tiriac se fue incrementando «primero tímidamente, pero luego exponencialmente», según consta en la documentación que obra en manos de la Fiscalía.

La primera revisión de este contrato fue en 2006 y a la aportación municipal inicial se sumaron otros 204.517 euros en concepto de gastos fijos. El primer incremento «espectacular» se produjo en 2009, cuando los 1,5 millones de euros por lo que técnicamente se denomina prize money se dispararon hasta cinco millones de euros y los gastos fijos se elevaron a 324.517 euros.

Desde ese año, «las relaciones entre el Ayuntamiento de Madrid y MTP se articulan dando entrada a las sociedades municipales, estableciéndose negocios jurídicos diferenciados pero vinculados absolutamente». En la denuncia se señala también que a partir de entonces se siguieron firmando varios convenios directamente con el Consistorio, «que tenían por objeto los derechos de patrocinio-publicidad», y, en paralelo, diversos acuerdos con las citadas sociedades municipales, «cuyo contenido eran los derechos de sede».

«Esta construcción desde 2009 era artificiosa, pues con independencia de la nominación formal de cada uno de los instrumentos, no es posible deslindar los derechos de patrocinio-publicidad de los derechos de sede», concluye un informe elaborado por el despacho de Alemany, Escalona & De Fuentes Abogados a petición de Ahora Madrid. Asimismo, según dicho análisis, «no es posible saber a qué obedece este cambio en la forma de actuación» por la que se duplicaron los pagos, aunque sí apunta que la existencia de fuentes distintas de financiación del Mutua Open «conlleva una diferente mecánica de fiscalización» (en el caso del Ayuntamiento es a priori, mientras que en el de sus empresas públicas es a posteriori).

El equipo de Gallardón justificó la subida que triplicaba holgadamente la aportación inicial al evento deportivo porque MTP adquirió también los derechos para celebrar el torneo femenino WTA. Sin embargo, en la denuncia se señala que «no se entiende» que este campeonato se valorara económicamente como el masculino, «porque el retorno que generan es distinto», además de que no se trataba de la instauración de una prueba deportiva «en novo», sino que compartiría «sede, organización y estructuras» con la que se organizaba desde 2001.

Un año después -en 2010- la financiación del Ayuntamiento al Open volvió a duplicarse, esta vez hasta alcanzar 10,4 millones de euros sin que en esta ocasión se hubiera producido cambio alguno en la relación entre ambas partes. Como «única nueva contraprestación» para el Consistorio en este acuerdo figura «un spot de 20 segundos y el derecho a participar en la entrega de premios, extremos ambos ciertamente muy menores que en forma alguna pueden justificar el importante incremento acordado», según el escrito remitido a la Fiscalía.

'Maquillaje' de las cifras

Ya en 2011 se firmó un nuevo convenio en el que «se intentó maquillar esta inexplicable evolución». Se blindó el contrato durante 10 años y se estableció que anualmente fueran aumentado los ingresos a la MTP desde los 6,4 millones de euros de 2012 hasta los 8,8 millones que percibirá en 2021. A lo largo de esa década la empresa de Tiriac habrá percibido 79,4 millones por organizar el Mutua Open en Madrid. Sólo este año la aportación municipal para el torneo de tenis ha ascendido a 7,9 millones de euros. Esta cifra supone que un 10% del presupuesto total anual del Ayuntamiento para actividades deportivas se destinará a la promoción de un torneo que dura 10 días.

El Gobierno Carmena interpuso esta denuncia antes de los cambios que se produjeron hace un mes en la cúpula de Madrid Destino, la empresa municipal encargada actualmente de la gestión de los espacios públicos culturales y deportivos. El escrito lo firman la entonces consejera delegada de la sociedad, Ana Varela, la presidenta del consejo de administración, Celia Mayer, y el vicepresidente primero, Carlos Sánchez Mato. Un portavoz de la empresa organizadora del Open explicó ayer que no tenía constancia de que el actual equipo al frente del Ayuntamiento hubiera denunciado su acuerdo y declinó hacer declaraciones.

Otros costes en la Caja Mágica


Cesión de las instalaciones. A la cifra que anualmente abona el Ayuntamiento de Madrid a MTP para la organización del Mutua Open, se suman otros impactos económicos en las arcas locales. Entre ellos, el lucro cesante -lo que se deja de ingresar- por no poder alquilar la Caja Mágica para otros eventos durante cinco semanas y media, los 10 días del torneo y el periodo de montaje y desmontaje. La cifra ascenderá a 54,9 millones entre 2012 y 2021.

Oficina de la MTP. La empresa mantiene un espacio de 250 metros cuadrados durante todo el año en las instalaciones deportivas municipales por el que no paga alquiler. El lucro cesante será de 233.000 euros en una década.

Carpa permanente. Tras el torneo de tenis no se desmonta una infraestructura de 'catering' para el campeonato. El lucro cesante en este caso supondrá 1,3 millones en 10 años, informa El Mundo.

González (PP) infló los contratos a Indra y PwC
Ignacio González (PP), el expresidente de la Comunidad de Madrid en prisión por la trama de corrupción Lezo, del Canal de Isabel II, que abarca a más de 60 responsables del partido fascista desde la semana pasada, infló los contratos a empresas como Indra o PwC para pagar las deudas del partido, pero el dinero no fue directamente a las empresas proveedoras. Según la investigación de la UCO (la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil), el dinero se habría desviado a través de firmas de la trama Púnica. Moix intentó impedir que se investigara la compra de la colombiana Inassa, cabecera del negocio en Latinoamérica, por la que se pagaron en 2001 casi 100 millones de euros, el triple de su valor, con Alberto Ruiz-Gallardón como presidente de la Comunidad de Madrid.

Ciudadanos, PNV y PP: la mafia nazicatólica se enroca en el "Todo por la pasta"
El apoyo del Partido Nacionalista Vasco (PNV) y Ciudadanos para sacar adelante los Presupuestos Generales del Estado de Rajoy y su mafia corrupta y fascista corrobora la complicidad y la hipocresía de la derecha nazicatólica española -hable lo que hable en la intimidad- a la hora de salvarse y protegerse a cualquier precio pero siempre a costa de robar al pueblo para mantener un sistema tan fascista como podrido de arriba a abajo.

16 elecciones bajo sospecha por las 'cajas B' del PP
Desde que estalló el 'caso Naseiro', en el año 90, hasta la última 'operación Lezo', el partido que preside Mariano Rajoy ha levantado innumerables sospechas de presunta financiación irregular por las que aún ahora tendrá que rendir cuentas en el Congreso. "La corrupción no es cosa de partidos, sino de personas". Esa es la frase con la que los portavoces de Génova, sede nacional del PP, se han desmarcado esta última semana del escándalo de la operación Lezo por la que uno de los suyos, el expresidente de la Comunidad de Madrid Ignacio González, está encarcelado por supuesta organización criminal.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada