dissabte, 22 de juliol de 2017

Rajoy rechaza explicar el criminal ataque de Trump a Siria desde Cádiz

El Gobierno de Mariano Rajoy ha recibido al menos cuatro preguntas parlamentarias sobre el ataque de EEUU a una base militar en Siria desde buques con base en España, en abril de este año, pero hasta el momento ha rechazado despejar numerosas incógnitas al respecto: no aclara si estaba al tanto de que el ataque iba a tener lugar antes de que se produjera, no concreta si esta ofensiva se ajusta a derecho y ni siquiera aporta información para descifrar una de sus propias respuestas, también justificando este ataque. De hecho, el Ejecutivo no sólo no responde a una parte importante de las preguntas escritas remitidas por un diputado de Podemos, otro de En Marea y un tercero del PDeCAT, sino que además despacha estas cuestiones con un mero copia y pega, cuando no las obvia directamente mientras arriesga la integridad de España haciéndose cómplice de crímenes de guerra.

Como ejemplo, su justificación del ataque, tildado de "operación limitada" y de "respuesta medida y proporcionada", le vale para responder a tres preguntas al mismo tiempo: ¿Por qué el Gobierno apoya la acción de las fuerzas estadounidenses?; ¿Qué opinión le merece que EEUU ataque de forma "unilateral e ilegítima", "vulnerando el derecho internacional y la carta de la ONU, y sin mandato del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas?"; ¿Aceptó el Gobierno la comisión de este ataque por acción u omisión? . Las tres recibieron idéntica respuesta.

El Ejecutivo tampoco aclara si estaba al tanto de que el ataque iba a tener lugar antes de que se produjese, al tener base en Cádiz los buques que dispararon contra Siria, y sólo insiste en recordar que estos salieron de la base de Rota días antes de atacar. Ya ha recibido tres preguntas al respecto, una de ellas formulada por el portavoz en la Comisión de Exteriores de Unidos Podemos, Pablo Bustinduy, en la que el diputado precisa que la información no está clara en una respuesta anterior, en la que simplemente -con otro corta y pega- se asegura que el Gobierno fue "informado exhaustivamente" inmediatamente después" de la ofensiva. "La respuesta no es clara, al no delimitar en qué momento fue informado el Gobierno de la comisión del ataque", reza su pregunta parlamentaria fechada el 15 de junio.

Antón Gómez-Reino, diputado de En Marea (Unidos Podemos) y firmante de una pregunta fechada el 10 de abril, tres días después del ataque -que no recibió respuesta hasta el 26 de mayo- interpreta ante estas palabras que el Ejecutivo de Rajoy no conocía previamente que EEUU "iba a atacar unilateralmente y sin resolución del Consejo de Seguridad de la ONU". "Es suficientemente grave que no fueran informados previamente", sostiene el diputado de la confluencia gallega En Marea, y afirma que su grupo seguirá impulsando acciones para aclarar estos hechos. "Lo que tiene que ver con el Gobierno español es que es evidente que EEUU vulnera o sortea los acuerdos que tiene con el Ejecutivo, y por tanto el Gobierno debería tener otra posición", abunda.

Jordi Xuclà, diputado del Partit Demòcrata Català (PDeCAT), planteó el 10 de abril otras cuatro preguntas sobre el ataque de EEUU a Siria -dentro de un mismo escrito-, y de nuevo fueron despachadas con lo que él define como un "copypaste" (copia y pega). "Es evidente que no se responde a tres de las preguntas", asegura a este diario. Xuclà critica que, en sus informes sobre la autoría del ataque con armas químicas que en teoría motivó la ofensiva de EEUU, el Gobierno francés sea "más prudente" que el Ejecutivo de Rajoy en una respuesta parlamentaria. "Está dando por demostrada una autoría que aún no se ha acreditado".

El diputado del PDeCAT denuncia también la baja calidad de las respuestas del Gobierno, y afirma que esto no es propio únicamente del Ejecutivo de Rajoy, ya que durante la Presidencia de José Luis Rodríguez Zapatero también hubo numerosos ejemplos de esta forma de proceder. "Este es un ejemplo de desprecio y baja calidad de las respuestas del Gobierno", apostilla. Por su parte, desde el Ministerio de Exteriores no han contestado a la petición de información cursada por este diario, que añadía nuevas preguntas a las cuestiones sin responder formuladas por los tres diputados citados.

El 28 de abril, tres semanas después de la ofensiva de EEUU contra la base militar siria, la Inteligencia francesa concluyó en un informe que el régimen de Bashar Asad era responsable del ataque químico que mató a 87 personas en Jan Seijunm, en el noroeste de ese país. El ataque tuvo lugar el 4 de abril, y apenas tres días después EEUU disparaba por primera vez en los seis años de guerra en Siria un total de 59 misiles crucero Tomahawk contra la base de Al-Shairat. Mató a seis militares, según el Ejército sirio, y a nueve civiles, entre ellos cuatro niños, según la agencia oficial de noticias siria, SANA.

Gómez-Reino recuerda otra de las preguntas que el Ejecutivo todavía no ha contestado, en este caso también formulada por su compañero de grupo Bustinduy, a raíz de la respuesta del Ejecutivo a su primera pregunta sobre este asunto, fechada el 7 de abril . En este caso, el Gobierno afirmó que los destructores que participaron en el ataque, USS Porter y USS Ross están "estacionados" en la base militar de Rota "cumpliendo el objetivo principal acordado en el Segundo Protocolo de Enmienda al Convenio de Cooperación para la Defensa entre el Reino de España y EEUU, que es proporcionar Defensa contra Misiles Balísticos al espacio euroatlántico".

En su segunda pregunta Bustinduy pidió al Ejecutivo que aclarase cómo una operación militar contra el Ejército sirio puede contribuir al sistema de defensa contra misiles balísticos de la Alianza Atlántica. Hasta la fecha no ha recibido respuesta. "En teoría los buques estaban para proporcionar defensa antimisiles, ¿cómo lo estaban haciendo disparando contra una base en Siria?", se pregunta Gómez-Reino.

En última instancia, Gómez-Reino y Xuclà coinciden en señalar que la justificación del ataque por parte del Gobierno puede abrir la puerta a nuevas actuaciones "al margen de la ONU", en palabras del diputado catalán. "Se abre la puerta a actuar sin autorización del Consejo de Seguridad", incide Xuclà, a quien esta actuación le hace memorar los tiempos de José María Aznar como presidente, cuando tuvo lugar la criticada invasión de Irak (la segunda en menos de 15 años), en busca de unas armas de destrucción masiva que nunca aparecieron, pese a que su existencia teóricamente estaba acreditada. "El problema de este tipo de acciones no es sólo este caso en particular, sino que de alguna forma sea una dinámica habitual en lo que tiene que ver con la forma de actuar de EEUU y otros actores, mientras España mira para otro lado", sostiene Reino-Varela. "Este ataque genera un precedente muy peligroso", informa Público.

Polonia: protestas contra el golpe de Estado fascista del gobierno
Más de 50.000 personas se concentraron frente al palacio presidencial de Varsovia este 20 de julio para exigirle al jefe de Estado, Andrzej Duda, que vete la reforma judicial fascista impulsada por el Gobierno nazicatólico de Ley y Justicia, que según sus detractores supondrá el fin de la división de poderes en el país y que es una copia del sistema podrido español, donde los dos partidos mayoritarios y que representan los mismos intereses corruptos de la monarquía y la oligarquía, nombran a sus representantes judiciales a dedo, en una farsa de democracia "orgánica" y franquista típica del IV Reich europeo, una dictadura para imbéciles arrogantes. El número de participantes en la protesta alcanzó los 50.000, según el cálculo del Ayuntamiento de Varsovia, aunque la policía local redujo la estimación a 14.000 personas.

Las cloacas del fascismo y Fernández el nazi: falsos destinos para cubrir a sus lacayos
Tres nombres de culpables y otros tantos de víctimas en apenas un folio de extensión. En eso han quedado las conclusiones de la comisión del Congreso sobre el uso partidista de la Policía durante la primera legislatura de Mariano Rajoy bajo el mandato del nazicatólico del Opus Dei Fernández Díaz. Y en el breve texto, una de las claves de cómo sobrevivió esa estructura paralela en el seno de la cúpula del Cuerpo durante más de cuatro años: el uso “fraudulento” del catálogo de puestos de trabajo. O lo que es lo mismo, destinar formalmente a los policías a un puesto que no pisaban mientras estaban liberados para espiar a la oposición. Uno de los ejemplos más claros de ese uso fraudulento aparece en la documentación enviada al Congreso por el actual Ministerio del Interior.

Sudáfrica, paraíso de las desigualdades: Macron resucita a Malthus
Thomas Robert Malthus entró en la historia por su pesimismo de cara a la natalidad. Contra la corriente de los pensadores de su tiempo, Malthus desarrolló la tesis según la cual la población aumentaba en progresión geométrica (1, 2, 4, 8, 16...) mientras que los recursos crecían aritméticamente (1, 2, 3, 4, 5...). Para evitar una catástrofe demográfica que veía inminente, el autor del Ensayo sobre el principio de la población (1803) había preconizado una regulación de los nacimientos también llamada "restricción moral". 214 años más tarde, Emmanuel Macron retoma el pesimismo de Malthus por su cuenta. "En un país que todavía tiene de siete a ocho hijos por mujer, se puede decidir gastar miles de millones de euros, pero no conseguireis nada", dijo el nuevo presidente francés, el 8 de julio en el G-20 en Hamburgo.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada