dilluns, 28 d’agost de 2017

Un terrorista avisó en 2006 en la AN sobre el imam de Ripoll

Un imputado por colaboración con organización terrorista declaró en 2006 en la Audiencia Nacional que Abdelbaki es Satty, el hombre que 11 años después organizó los atentados de Barcelona y Cambrils, ya decía en 2005 que «había que hacer la Yihad» en compañía de Belgacem Bellil, un terrorista argelino que mató a 28 personas en un ataque suicida en Irak pocos meses después de compartir piso con el posteriormente imam de Ripoll. La Audiencia Nacional tuvo conocimiento entonces, mediante declaración del imputado ante el juez Fernando Grande-Marlaska, de que Es Satty predicaba la Yihad y tenía vínculos íntimos con yihadistas, pero su nombre jamás pasó a los archivos policiales de antiterrorismo después de que la investigación judicial le soslayara, incluso aunque la Policía llegó a pinchar su móvil buscando pruebas que le vincularan a Al Qaeda. Así, muchos años después, completamente fuera del radar policial, Abdelbaki es Satty pudo reclutar con libertad a su propia célula, que causó 16 muertos y 150 heridos.

La declaración del imputado, de nombre Omar Boudami, se produjo el 14 de enero de 2006, pocos días después de desarticular la Guardia Civil y la Policía Nacional, al alimón, una presunta célula yihadista en Vilanova i la Geltrú (Tarragona), uniendo dos operaciones policiales en curso, denominadas Chacal y Tigris.Ambos cuerpos investigaban la mezquita del lugar por haber pasado por allí Belgacem Bellil, un terrorista suicida que acababa de matar a 28 personas en Irak, y que había sido identificado por medio de su ADN.

El juez preguntó a Boudami por el círculo íntimo de Belgacem, que tras mostrarse en la mezquita de Vilanova como un fanático de la Yihad partió para Irak y estrelló un camión cisterna con 3.000 kilos de explosivos contra la base italiana en Nasiriya, matando a 19 soldados italianos y nueve iraquíes.Boudami, a quien le fue luego retirada la imputación, señaló en ese momento, a preguntas del juez, a Es Satty como integrante del círculo, sólo tras los dos principales acusados en la causa, liderados por el carnicero marroquí Mohamed Mrabet. Y a continuación, después de mencionar a otros miembros de la presunta célula, manifestó, tal y como consta por escrito: «Estaban juntos habitualmente, principalmente en el local de la mezquita se quedaban después del rezo, y comentaban que era necesario hacer la Yihad en Irak, Afganistán y Palestina».

Boudami dijo también que Es Satty había compartido piso con Billil, y le reconoció sin género de duda en las ruedas de reconocimiento, como confirmó a preguntas del magistrado, lo que otorgó aún mayor credibilidad a su testimonio.El imputado describió a Billil como un auténtico radical, que tenía «ideas islámicas muy radicales», que había sido detenido en Francia «por intentar sacar un vehículo por Marsella para llevarlo a Argelia, y que había militado en Argelia en el Frente Islámico de Salvación».

Boudami, que trabajaba en la carnicería utilizada presuntamente como tapadera por Mrabet para conseguir fondos con los que financiar el envío de terroristas suicidas a Irak en pleno conflicto armado en el país, dio todavía más datos sobre las actividades de Es Satty aquellos años en Vilanova i la Geltrú. Aseguró que el posterior imam de Ripoll había ejercido esa misma responsabilidad, antes de 2005, en la mezquita de Vilanova i la Geltrú, y que era una persona tan cercana al líder de la presunta célula, Mohamed Mrabet, que le había acompañado a visitar al imam de Toledo. Mrabet, que también dio trabajo durante un tiempo a Billil en su establecimiento, viajaba frecuentemente a Bélgica, uno de los países con mayor implantación yihadista de Europa, supuestamente por sus negocios cárnicos, aunque en realidad era para conseguir fondos para financiar la guerra santa, investigó la Policía.

El imputado aseguró también que el en ese momento imam de Vilanova, Mohamed Samadi, lo era «porque Es Satty se había ido un año a Marruecos».Boudami llegó a situar en el piso que compartieron Es Satty y Billil al primo del primero, Mustafá es Satty. Mientras que Abdelbaki es Satty pasó desapercibido durante la instrucción de la causa y jamás fue imputado pese a pinchársele el teléfono, su primo Mustapha sí que llegó a ser acusado formalmente.

De hecho, su nombre fue el que el responsable de Información de los Mossos d'Esquadradio a su compañero de la Policía belga que le preguntó por Abdelbaki. En las bases policiales sólo estaba incluido Mustafá, no Abdelbaki. El mosso contestó que el apellido coincidía con el del marroquí que había aparecido por Diegem con ideas radicales en marzo de 2016, pero no el nombre.Joaquim Forn, con Carles Puigdemont en el Parlament, informa El Mundo.

Forn pedirá explicaciones

El conseller de Interior, Joaquim Forn, ha asegurado que pedirá explicaciones y "responsabilidades" al Gobierno si se confirma que la Policía Nacional tenía información sobre el imam de Ripoll que no compartió con los Mossos d'Esquadra. En declaraciones a Catalunya Ràdio, Forn ha afirmado que los Mossos no tenían constancia de ninguna vinculación del imam con la formación terrorista Al Qaeda ni que la Policía Nacional hubiera tenido pinchado el teléfono del presunto terrorista en el pasado, tal y como se ha difundido en algunos medios de comunicación.
"Quiero saber exactamente qué ha pasado, si esa información estaba en manos de la Policía y por qué motivos no se explicó a los Mossos", ha dicho, tras insistir en que todavía no ha "contrastado" esta información.

En esta línea, ha señalado que, si confirma estas informaciones, pedirá "explicaciones" y "responsabilidades políticas" al ministro de Interior, Juan Ignacio Zoido, por considerar que no transmitir todos estos detalles sobre el imam a los mossos "es una decisión absolutamente equivocada y malintencionada" que ha tenido "unas consecuencias fatales".

Por su parte, el ministro ha asegurado que "no había rasgo de radicalización" en el imán de Ripoll al que se considera cerebro de la célula yihadista responsable de los atentados en Cataluña, cuyas características apuntan que es necesario adaptar los protocolos de investigación y actuación. Zoido ha defendido en todo momento el trabajo policial y las decisiones judiciales que permitieron al imán de Ripoll permanecer en España y ha recordado que se han producido sucesivas operaciones que han permitido detener a cientos de personas y evitado atentados, según él.

Mossos denuncian la marginación internacional por la Policía Nacional
El Major de los Mossos d’Esquadra, Josep Lluís Trapero, ha denunciado abiertamente la marginación que a su juicio sufre el cuerpo policial catalán en materia de información internacional relevante para la lucha antiterrorista, una actitud de la que ha responsabilizado a la Policía Nacional y en último término a la ley que regula las policías autonómicas, que data de hace 30 años. Aunque Trapero ha señalado la gestión de la información del imán de Ripoll como ejemplo de esta marginación, ha reconocido que sería “injusto y deshonesto decir que si hubiéramos sabido que el imán fue investigado, el atentado (de Barcelona) se habría evitado”.

El boicot informativo a los Mossos, obra del nazi Fernández
La descoordinación entre los cuerpos policiales que ha salido a la luz tras los atentados yihadistas en Catalunya tiene su origen en el bloqueo informativo al que Interior sometió a las fuerzas de seguridad durante el mandato de Fernández Díaz. De esa época de 'brigada política' y Operación Cataluña queda un protagonista: José Luis Olivera, actual director del CITCO y antes jefe del Centro Nacional de Coordinación Antiterrorista que bloqueó el acceso de los Mossos a las bases de datos.

La PN sabía que el imán de Ripoll era de Al Qaida
El imán de Ripoll, presunto cerebro de los atentados terroristas en Barcelona y Cambrils y muerto en la explosión accidental de la vivienda de Alcanar (Tarragona), fue investigado en el año 2005 por su vinculación al grupo terrorista Al Qaida. Hace más de 12 años agentes de la Comisaría General de Información de la Policía Nacional pidieron autorización al juez Fernando Grande-Marlaska -actual presidente de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional- para intervenir el teléfono del imán.

Arabia Saudí: el reino de los asesinos útiles para la UE
Este domingo, el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, mantuvo conversaciones en Kuwait, con un tema prioritario sobre la mesa: la guerra criminal de las tiranías wahabitas contra el Yemen. Desde que Arabia Saudí comenzara hace dos años y medio una intervención militar, el país más pequeño y, con diferencia, el más pobre de la península arábiga, se ha sumido poco a poco en una catástrofe humanitaria.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada